arte y danza

Arte y danza | China

Al hilo del experimento que estoy llevando a cabo en estos días, hoy he salido a las calles de Barcelona con ganas de Teatro, así, con mayúsculas. El escenario donde se represente cualquier obra viste de gala a sus actores y embelesa a los espectadores, pero no es imprescindible actuar en el Liceu para que nos toquen el alma. Porque, como dice un gran amigo,  

“El Teatro es un virus que se contagia y se retroalimenta, y lo único que espera quien actúa, es que al terminar los aplausos surjan espontáneos como palomitas recién hechas. Tal vez, después, algún ánima amiga y cómplice le ofrezca su abrazo sincero”

Una psicóloga nos presenta 4 casos, 4 mujeres, 4 diosas, que a partir de sus dificultades nos muestran sus habilidades para sortear los estorbos de la vida.

En la obra Deesses, representada anoche en el centro cívico Elizalde, Pepa Lavilla se despoja de sí misma para vestirse de 5 personalidades diferentes. Con la entrada gratuita y una gran pena por no poder sacar a mi inseparable amiga Nikon, durante una hora me sumergí en una obra unipersonal de decoración minima(lista). No hacía falta atrezzo: los discursos de Pepa con sus excelentes modulaciones de la voz, los juegos de luces y la música centraban toda mi atención. Obra con lección incluida: La vida es inspirar, y espirar. Es saber escuchar hasta el último suspiro.

Moraleja de este segundo día:

– Un actor brilla no sólo por su trabajo, sino por el enorme equipo que hace posible que todo funcione. Para una obra tan sencilla como ésta, hay que pensar en la creación de los personajes, las luces, el vestuario, la dirección, la música y la escenografía. Una ficha artística con un total de ocho nombres diferentes.

– Tanto si estás de paso por Barcelona como si vives en ella, échale un vistazo al Centro Cívico que tengas más cercano pues todos ofrecen una grandísima oferta de actividades como teatro, talleres, deporte etc. gratuitos o a precios muy asequibles.

– Muchos de esos eventos son en catalán. Que no te eche para atrás y ve, al fin y al cabo el castellano no es tan diferente, te sorprenderás de lo mucho que llegarás a entender. Además, te mezclarás entre barceloneses (que se escurren ante los turistas).